¿Necesita un Consejero de Seguridad?

Viene regulada en la sección 1.8.3 del ADR 2019 y capítulo V del R.D. 97/2014; obliga a designar Consejero de Seguridad a todas las empresas que hagan carga o llenado, embalado, descarga y transporte de mercancías peligrosas por encima de los límites de la subsección 1.1.3.6 del ADR (cantidades limitadas por unidad de transporte, conocido coloquialmente como exenciones parciales).

 

Es muy frecuente encontrar empresas que realizan carga o descarga de mercancías peligrosas y creen que no les afecta esta normativa (el descargador es la empresa donde se realiza la descarga aunque sea el conductor del vehículo el que realice la maniobra de descarga), es por lo que la normativa de transporte de mercancías peligrosas también afecta a las operaciones de carga, embalaje, llenado y descarga ligadas al transporte de dichas mercancías peligrosas. Por tanto, deben designar Consejero de Seguridad todos los implicados en la operación, el cargador, llenador, transportista y descargador o destinatario.

 

Los expedidores de mercancías peligrosas, aunque no realicen ninguna operación de carga, llenado, embalado o descarga, también se verán obligados a designar Consejero de Seguridad a partir del 01 de enero de 2023.

 

La función principal de un Consejero de Seguridad es asesorar a la empresa para que realice las operaciones anteriormente mencionadas (carga o llenado, embalado, descarga y transporte) respetando la normativa vigente en condiciones de seguridad. Se podría decir que un Consejero de Seguridad es algo parecido a un Técnico de Prevención de Riesgos Laborales pero exclusivamente relacionado con las operaciones ligadas al transporte de mercancías peligrosas.

 

Otras funciones del Consejero de Seguridad son:

  • Tramitar la designación ante la autoridad competente de la Comunidad Autónoma.
  • Redactar el informe anual.
  • Realizar el informe sobre sucesos si ocurriesen.
  • Realizar como mínimo una visita anual a las instalaciones de la empresa.
  • Redactar  un informe técnico de evaluación sobre el grado de cumplimiento de la normativa por parte de la empresa.
  • Asesorar a la empresa en las actividades de carga o llenado, embalaje, descarga o transporte de mercancías peligrosas.
  • Estar a disposición de la autoridades para cualquier consulta o informe que se le requiera.
  • Llevar a cabo la formación del personal implicado en la manipulación de las mercancías peligrosas.
  • Empresas que realizan transporte de mercancías peligrosas tales como combustibles, gases (inflamables, comburentes, tóxicos, inertes, medicinales...), productos químicos (hipoclorito sódico, hidróxido sódico, ácido sulfúrico, ácido clorhídrico, sulfato de alúmina, cloruro férrico), fitosanitarios, muchos de los residuos peligrosos para el medioambiente...

  • Proveedores de todos estos productos mencionados anteriormente, puesto que se han envasado, señalizado, etiquetado y posteriormente cargado en sus instalaciones para su expedición.

Algunos ejemplos de empresas afectadas:

  • Empresas de tratamiento de agua (depuradoras de agua potable, aguas residuales, desalinizadoras), fábricas donde hacen tratamiento de agua en su proceso industrial como fábricas de zumos, bebidas gaseosas, bebidas alcohólicas, fábricas de cerveza, centrales térmicas, centrales termosolares, etc.

  • Almacenes de productos fitosanitarios y biocidas de higiene veterinaria.
  • Fabricantes de abonos sólidos y líquidos.
  • Cooperativas agrícolas y almacenes de abonos (nitrato amónico y nitrato potásico).
  • Gasolineras y gasocentros, empresas que disponen de un depósito de combustible de más de 1000 litros de capacidad para autoconsumo (abastecimiento de sus vehículos o para el proceso industrial, pero no se tendrán en cuenta depósitos de gasoil o gases inflamables para calefacción).
  • Canteras, minas y empresas de pirotecnia (utilizan explosivos).
  • Empresas de fabricación, distribución y utilización de productos químicos (productos de limpieza, detergentes, pinturas, barnices, disolventes, cosmética, perfumería...).
  • Laboratorios farmacéuticos.
  • Productores, gestores y transportistas de residuos peligrosos para el medioambiente.
  • Hospitales y clínicas, ya que disponen de almacenamiento de gases, materias infecciosas, material radiactivo...

Una manera muy sencilla de saber si una empresa necesita designar Consejero de Seguridad es viendo si en su empresa entran o salen vehículos con paneles naranjas como estos:

Otra forma es comprobando los productos químicos almacenados en la empresa tanto materias primas como productos acabados; si disponen de estas etiquetas de peligro (etiquetas adicionales a las del Reglamento CLP), significa que están afectados por la normativa de Transporte de Mercancías Peligrosas por Carretera y Ferrocarril.

Señales
Una vez identificados estos productos, iremos al apartado nº 14 de la FDS donde nos indicará si es o no mercancía peligrosa para las diferentes normativas de transporte de mercancías peligrosas (ADR para carretera, RID para ferrocarril, IMDG para marítimo y OACI para aéreo). Entre otras informaciones nos dirá el número ONU, la clase a la que pertenece, la etiqueta de peligro que le corresponde, así como su grupo de embalaje.

Dependiendo de la cantidad almacenada de cada producto químico con el mismo número ONU podremos saber si nos aplica o no la necesidad de designar Consejero de Seguridad, en función de la siguiente tabla (salvo exenciones como por ejem. la descarga de combustibles líquidos o gaseosos destinados a calefacción, cocinas o agua caliente sanitaria que estarían exentos):

  • Grupo de embalaje 0: a partir de 0 kg o litros
  • Grupo de embalaje I: a partir de 20 kg o litros
  • Grupo de embalaje II: a partir de 333 kg o litros
  • Grupo de embalaje III: a partir de 1000 kg o litros
  • Grupo de embalaje IV: nunca hace falta Consejero de Seguridad

Ejemplo: Supongamos que una empresa tiene almacenados 600 kg de pintura en bidones con la etiqueta nº 3 (líquido inflamable).

Supongamos que en la FDS apartado nº 14 nos indica que el grupo de embalaje es II, esto significa que si cargamos, transportamos o descargamos más de 333 kg o litros, tendremos la obligación de designar un Consejero de Seguridad.

Ahora imaginemos que en la FDS apartado nº 14 nos indica que el grupo de embalaje es III, esto significa que si cargamos, transportamos o descargamos más de 1000 kg o litros, estaríamos obligados a designar un Consejero de Seguridad.

Por tanto, esta empresa estaría obligada a designar un Consejero de Seguridad si el grupo de embalaje fuese II por ser la cantidad superior a 333 kg o litros pero no lo estaría obligada si fuese del grupo de embalaje III por no superar la cantidad de 1000 kg o litros.

¿Qué ocurre si no disponemos de la FDS del producto? Si no disponemos de la FDS pero sí disponemos de un envase, también sería posible saber su grupo de embalaje puesto que en el envase es obligatorio que aparezca el número ONU precedido de las letras UN; en el caso de la Pintura sería el UN 1263. Una vez que sabemos el número ONU nos vamos a la tabla A del capítulo 3.2 del ADR y ahí podremos encontrar toda la información al respecto, incluido el grupo de embalaje.

  • El no disponer de Consejero de Seguridad cuando es obligatorio se sancionará con 4001€. La Guardia Civil hace controles en carretera requiriendo las cartas de porte donde deberán aparecer el expedidor, el transportista así como el destinatario. Posteriormente comprueban que todos los intervinientes disponen de dicho Consejero de Seguridad; en caso contrario, procederán a sancionar a la empresa.
  • No remitir en plazo a la Administración competente el informe anual o parte de accidente o remitirlo fuera de plazo se sancionará con 801€.
  • No realizar la formación de los trabajadores se sancionará con 801€.
  • No conservar a disposición de la Autoridad competente los últimos 5 informes anuales se sancionará con 301€.

SUBIR
Abrir chat >